Inicio / Actualidad /El Colegio ITA de Castilla-Duero aporta soluciones técnicas al Pacto Nacional del Agua

El Colegio ITA de Castilla-Duero aporta soluciones técnicas al Pacto Nacional del Agua

El Colegio de Ingenieros Técnicos Agrícolas y Graduados de Castilla-Duero ha presentado un completo documento al MAPAMA como contribución al Pacto Nacional del Agua, con el objetivo de ayudar, desde el punto de vista técnico, a los retos que plantea la situación hídrica en España con motivo del cambio climático.

Con este fin, se ha creado un grupo de trabajo integrado por el presidente del Colegio, Gumersindo Sanabria, y otros compañeros Ingenieros Técnicos Agrícolas: Eva Mª Verdugo, Jesús A. González, Luis Mariano Sayalero, Eduardo Ruiz y Zósimo Gutiérrez.

Desde este grupo de trabajo se han dado soluciones a los cuatro ejes que contempla el Pacto Nacional del Agua:

1. Atención a los déficits hídricos

2. Cumplimiento de los déficits ambientales

3. Planes de gestión de riesgo de inundación

4. Gobernanza.

Déficits hídricos

En lo que respecta a los déficits hídricos, desde el Colegio se especifica la imprescindible modernización de las infraestructuras de regadío, de manera que se tienda a una agricultura de precisión, así como el uso de la fertirrigación, entre otros aspectos. En esta línea, y dado que el manejo de estas tecnologías por parte de los agricultores requiere de conocimiento técnico, desde el Colegio han ofrecido su colaboración en aspectos formativos.

Además, se considera imprescindible incrementar los recursos regulados para mantener caudales ambientales y minimizar daños por inundaciones. La atención a los déficits derivados del uso de aguas subterráneas es un aspecto que también se destaca, y se proponen algunas ideas para solucionar este aspecto, como una adecuada gestión de los recursos hídricos a través de las Comunidades de Regantes, así como el impulso en el uso de tecnologías que permitan recargar acuíferos procedentes de otras fuentes, como el agua residual o el agua atmosférica; considerando necesario la creación de un departamento de I+D+I  de código abierto para promover estas nuevas líneas de futuro.

Sobre el trasvase entre cuencas, se indica que deben ser soluciones a analizar, teniendo en cuenta, por ejemplo, aspectos como el uso que hacen de esos recursos las cuencas que reciben, o que haya un equilibrio entre cedentes y receptores.

A todas estas medidas sería necesario añadir una campaña mediática de concienciación, tanto para que en las ciudades también se cuide este recurso, como para que se desdibuje la idea errónea del malgasto de agua en el sector agrícola.

Cumplimiento de los objetivos ambientales

Sobre este aspecto, el Colegio ITA de Castilla-Duero refleja en su informe al MAPAMA la necesidad de concretar de manera más precisa cómo se considerarán los caudales ecológicos en situación de sequía, una definición que debería de cambiar cada año en base a la coyuntura. Y una vez definido este aspecto, señalan como necesario, que todas las partes lo tomen como referencia y se aplique a todos los procedimientos. De esta manera, se conseguirá una estabilidad para que estas determinaciones tengan plena vigencia a todos los efectos, por encima de las apreciaciones personales.

Planes de gestión de riesgo de inundación

En esta materia, el grupo de trabajo propone la remisión a los asuntos relacionados con la regulación o recarga de acuíferos, al tiempo que se limitan los daños que estos fenómenos de avenidas pueden provocar.

Gobernanza

En cuestiones relativas a la gestión pública, el Colegio considera imperante que se dispongan de presupuestos públicos para que se pueda acometer la necesaria modernización de las infraestructuras de riego. Esa inversión, eso sí, debería ser solidaria por parte de todos los países europeos, dado que el cambio climático es responsabilidad de todos, aunque sus consecuencias se sufran más en unos países que en otros. En este sentido, se considera preciso que el Pacto Nacional del Agua establezca fórmulas que permitan agilizar el desarrollo de estas inversiones.

En cuanto al pago de los costes ambientales, el Colegio destaca que la actividad del regadío comporta en sí misma beneficios ambientales como sumidero de CO2, de manera que ya contribuye a limitar la generación del cambio climático.

Se solicita además que se apliquen tarifas que comporten el pago por consumo incentivando el ahorro y modernización de regadío; asimismo, para incentivar la optimización el uso de agua de regadío, se solicita que las tarifas eléctricas se adapten de manera más favorable a los consumos para el riego.

El documento presentado ante el MAPAMA por parte del Colegio ITA Castilla-Duero puede consultarse completo en este enlace.